Jim Adler | The Tough, Smart Lawyer

Por ley, los niños a menudo reciben tratamiento especial, como debe ser para las personas vulnerables. Las leyes especiales reducen los límites de velocidad y prohíben el uso de teléfonos celulares en zonas escolares. Otras leyes producen penalidades más fuertes para aquéllos cuyo mal manejo afecta a los niños.

Pero cuando se trata de cinturones de seguridad, cuya presencia y uso en autos, camiones, camionetas y otros vehículos es requerida por la ley para todos y ha salvado unas estimadas 250,000 vidas desde 1975, los niños han quedado desprotegidos — por lo menos en autobuses escolares.

La Ley del Cinturón de Seguridad en Autobuses Escolares en Texas

Una ley sobre cinturones de seguridad en Texas fue aprobada en 2007 requiriendo que los estudiantes usen cinturones de seguridad en los autobuses escolares — contando con que haya cinturones de seguridad disponibles en los autobuses. En lo que esa ley falló fue en apoyar el requerimiento de proveer fondos para instalar cinturones de seguridad, los cuales no son baratos.

La Administración Nacional de Seguridad de Tráfico en la Carretera [National Highway Traffic Safety Administration, en inglés] dice que el costo de añadir cinturones de seguridad a un autobús escolar puede ser tanto como de $10,296 por bus.

En 2009 la legislatura de Texas tardíamente aprobó $10 millones para este propósito pero según el Houston Chronicle, un tecnicismo en la ley y la falla de los distritos escolares en aplicarla significó que sólo alrededor de $1 millón fue dado a los distritos en todo el estado.

Los Distritos Escolares Tienen Que Pagar la Cuenta

Sin los fondos apropiados, los distritos escolares mismo tienen que pagar la cuenta para modernizar sus autobuses con cinturones de seguridad y comprar nuevos autobuses con cinturones de seguridad. A muchos distritos escolares les falta el dinero para hacerlo, así como les falta el dinero para hacer e instalar señales alrededor de las instalaciones prohibiendo el uso de teléfono celular en zonas escolares (lo cual hace que la ley anti-teléfono celular de Texas sea insignificante, ya que no se aplica sin las señales apropiadas).

Texas tiene alrededor de 35,000 autobuses escolares los cuales transportan a 1.5 millones de estudiantes cada día escolar. A la mayoría de autobuses escolares de tamaño estándar en Texas, según la Prensa Asociada [Associated Press, en inglés], le falta cinturones de seguridad.

Una excepción son las Escuelas del Condado de Dallas [Dallas County Schools, en inglés], de cuyos 2,000 autobuses escolares, cada uno tiene el equipo. Los oficiales del San Antonio ISD también dicen que la mayoría de sus autobuses escolares está equipada con cinturones de seguridad.

En cuanto a Houston ISD, el distrito escolar más grande del estado, está equipando cualquier nuevo autobús escolar que compra con cinturones de seguridad pero desde que lo está haciendo, sólo 63 autobuses en la flotilla de HISD de 1,100 tienen cinturones de seguridad de tres-puntos para los estudiantes.

El movimiento gradual de HISD para poner cinturones de seguridad en sus autobuses fue originado por un choque en 2015 en South Loop 610 en el que dos estudiantes murieron. Ese autobús tenía cinturones de regazo, a los cuales les faltan las restricciones de hombros de cinturones de seguridad de tres-puntos pero no es claro si todos los estudiantes los estaban usando.

A nivel nacional, tragedias de autobuses escolares han incluído un choque del 21 de noviembre en Tennessee el cual mató a seis estudiantes de escuela elemental. A ese autobús escolar, el cual se reportó como conduciendo a alta velocidad, le faltaban cinturones de seguridad de cualquier tipo.

Llamado Nacional para Añadir Cinturones de Seguridad

El gobierno federal y el Concejo de Seguridad Nacional [National Safety Council, en inglés] recientemente hicieron un llamado a todas las escuelas para añadir cinturones de seguridad en los autobuses escolares. Sin embargo, sólo cinco estados además de Texas tienen leyes que los requieren — y como se anotó, tales leyes no significan que todos los buses los tengan.

En parte eso puede ser debido a que las muertes de estudiantes en buses escolares son tan raras — a pesar de la reciente tragedia en Tennessee.

La NHTSA dijo en 2014 que sólo alrededor de cuatro estudiantes al año mueren mientras viajan en autobuses escolares durante horas de viaje escolar. La agencia dice que añadir cinturones de seguridad de tres-puntos a todos los autobuses escolares podría reducir muertes infantiles de cuatro a dos, de muchos millones de estudiantes.

La NHTSA y el Concejo Americano de Autobuses Escolares [American School Bus Council, en inglés] señalan que los niños están estadísticamente más seguros — 70 veces más seguros, de hecho — mientras viajan en un autobús escolar que yendo a la escuela en un coque, en una minivan, en una bicicleta o a pie.

Los Cinturones de Seguridad Tal Vez No Sean Más Seguros

Además de eso, algunos dicen que añadir cinturones de seguridad en los autobuses escolares no hace que los estudiantes sean necesariamente más seguros en todos los choques. De hecho, podrían ser peligrosos.

Los oficiales escolares alrededor del país han señalado que si un autobús escolar está en un choque y se vuelca en su propio techo, los estudiantes estarán colgando patas arriba mientras están restringidos por sus cinturones de seguridad. Otro problema sería si el autobús se incendia o se sumerge en el agua, en cuales casos los cinturones de seguridad podrían hacer más difícil para los estudiantes escapar rápidamente.

De por sí, los buses son peligrosos por naturaleza para cualquier pasajero. Su interior grande proporciona mucho espacio para que la gente y objetos sean arrojados en el autobús después de un impacto y causen lesiones. Los autobuses también tienen una gran cantidad de vidrio por tener tantas ventanas de las cuales se pueden romper en un choque.

La mayoría de los niños que se lesionan o mueren yendo o viniendo de la escuela sufren cuando se suben o bajan del autobús. Esa es una de las razones adicionales entre otras por las que las leyes de autobús escolar de Texas han puesto restricciones para personas que conducen cerca de autobuses escolares, mientras que proveen multas altas para violadores de tales leyes.

Sin embargo, cuando se trata de la seguridad de niños, todo cuenta, y los cinturones de seguridad en los autobuses escolares podrían ser un elemento vital.

Información Adicional en Español:

Evaluación de Caso GRATIS
¡Si ha sido lesionado seriamente, obtenga el Abogado Inteligente y Tenaz! ®
Obtenga Ayuda Ahora
Oficina Principal en Houston, TX